Memorias deportivas

Publicado el @Memordonez

En Millonarios eso es lo que hay

 Ya nada de lo que pasa en Millonarios sorprende, pero a sus evidentes problemas económicos, administrativos  y deportivos se suman ahora los conflictos con los medios de comunicación. La semana pasada a los integrantes de una emisora se les impidió cubrir la práctica del equipo profesional y el viernes, luego del discretísimo partido ante Quindío, el profesor Luis Augusto García y su preparador físico Diego Barragán, tuvieron serios encontronazos con dos comunicadores. Esos incidentes enturbian aún más el ambiente en el plantel albiazul, que cada día sufre mayor presión y por lo visto en la cancha en sus primeras tres presentaciones ni siquiera peleará la clasificación.

 Y eso que desde hace ya varios meses se sabía que Millonarios no tendría una plantilla competitiva para este semestre, porque a su política de rebajar costos y salir de los jugadores más experimentados, había que sumar el hecho de que la institución no tenía recursos para traer grandes refuerzos, como efectivamente ocurrió. Directivos y cuerpo técnico anunciaron hace rato que el equipo de este año estaría conformado en su mayoría por jugadores jóvenes, en formación, así que no había motivos para ilusionarse demasiado.

 Pero a los hinchas no se les puede impedir que sueñen y las victorias ante Santa Fe (con juveniles y ante juveniles) y Nacional (uno de los peores que ha venido a El Campín en los últimos años) hicieron que los aficionados creyeran que sí había con qué. Pero luego de tres partidos hay fallas demasiado evidentes como la falta de un conductor, de un talentoso en la mitad que genere fútbol y se eche el equipo al hombro, porque el pelado Ómar Vásquez, que juega bien, está muy biche y por ahora sirve como alternativa no más. También es claro que el profesor García se equivocó al no incluir en la plantilla de 25 jugadores al menos a un especialista en cobrar tiros libres. Los que son para pegarle directo al arco no tienen dueño y son ejecutados por el valiente que se atreva a patear. Y los de costado y de esquina están a cargo del paraguayo Esteban Ramírez, quien hasta ahora no ha justificado por qué lo hace.

 Pero eso estaba cantado, como anunciado estaba que Hernán Boyero no era Martín Palermo, como creyeron algunos periodistas que ni siquiera se dieron a la tarea de buscar sus videos en Youtube. Eso sí, el hombre corre, lucha, mete y se entrega al máximo, como casi todos los integrantes del equipo de 2010. El arquero Juan Obelar tiene condiciones, pero en su contra juega el hecho de que seguramente al equipo le llegarán demasiado y, como ante Nacional, en algunas se puede equivocar.

 Ervin González y Ómar Rodríguez son los mismos que cuando se fueron de Millonarios. El primero corre, engancha para un lado, engancha para el otro, pero produce poco. Y el segundo es intermitente y no se atreve a asumir el rol de capo en el medio campo. Tampoco es que en Huila y Pasto fueran unas estrellas, sino que sus equipos funcionaban mejor.

 El profesor Barragán le dijo a Antena 2 de RCN, que para él Millonarios no había jugado mal. Y aunque respeto su concepto y sobre todo su trayectoria en el fútbol, considero que se equivoca. Una cosa es intentar, correr y luchar, dejar el alma en la cancha y sudar la camiseta, y otra diferente jugar bien el fútbol. Millonarios este año no ha jugado bien, así haya tenido actitud y temperamento, para darse cuenta de eso no hay que haber ido a tres mundiales ni haber  trabajado en Europa.

 También se equivocó el profe García al responder con grosería a Eliécer Ballén, del Canal Caracol,  quien le preguntó por qué no se iba del club si la gente se lo pedía a gritos.  Como casi nunca ocurre, el timonel azul se salió de casillas  en el camerino y les dio más argumentos para criticarlo a quienes están en su contra.

 Eso sí, aunque la hinchada pida la salida del técnico y de los directivos, él y ellos se van cuando quieran, porque gústenos o no, son los dueños del club. Eso es lo que no han entendido aún los fieles fanáticos embajadores, cerca de 50 mil  en los dos partidos que lleva Millonarios como local. ¿Qué tal que ese equipo estuviera arriba?.  Este martes habrá una trascendental reunión del Comité de Vigilancia en el que el  Promotor de la Ley 550 del Club Los Millonarios, José Alfonso Perdomo, solicitará convocar a una  Asamblea de Acreedores para la liquidación del club por incumplimiento del Acuerdo.

 Y aunque algunos socios anuncian, como en otras ocasiones, que el profesor García, Juan Carlos López y Santiago Rendón serán destituidos,  habrá que esperar a ver qué ocurre en la reunión, porque nada de raro tiene que no pase nada y que los acreedores del club se queden con los crespos hechos. En Millos ya nada sorprende.

Comentarios