Mongabay Latam

Publicado el Mongabay Latam

Bolivia: Senado elimina la intangibilidad del Tipnis

  • La oposición señaló que la nueva ley “solo servirá para construir la carretera que beneficiará a los colonizadores cocaleros y al narcotráfico”.
  • El ex dirigente del TIPNIS, Fernando Vargas, anunció que acudirán al Tribunal Constitucional para solicitar se declare la inconstitucionalidad de la Ley 266, y que si este pedido no procede, irán a las tribunales internacionales.

Mongabay Latam / Miriam Telma Jemio

Marchas de protesta, una impugnación y una huelga de hambre no impidieron que el Senado de Bolivia apruebe el proyecto de ley que elimina la intangibilidad del Parque Nacional y Territorio Indígena Isiboro Sécure (Tipnis). Esta nueva norma deja la vía libre para la construcción de una carretera que uniría los departamentos de Cochabamba y Beni, y que atravesaría el Tipnis, una de las áreas protegidas más importantes del país.


Senado aprueba la eliminación de la intangibilidad del Tipnis. Foto: Miriam Telma Jemio.

Antes de empezar la sesión en la que se decidió el futuro del Tipnis, la Comisión de Tierra y Territorio del Senado, instancia que debía definir mediante votación si el proyecto debía pasar o no al pleno del Senado, rechazó la impugnación presentada por el senador de la oposición Yerko Núñez, quien aseguraba que esa instancia aprobó el pase del proyecto de ley a la sesión del pleno del Senado de manera irregular, señalando que no se contaba con los votos necesarios.

Resuelta la impugnación, se dio inicio al mediodía al debate en la Cámara de Senadores. Mientras tanto en las calles de La Paz se realizaba una marcha que exigía que el congreso respete el Parque Nacional y Territorio Indígena Isiboro Sécure.

El debate duró más 10 horas y los senadores del MAS aprobaron uno por uno los 12 artículos de la Ley 266.

Los senadores opositores durante su intervención en la sesión ratificaron su rechazo a esa ley, señalando que solo servirá para construir la carretera que beneficiará a los colonizadores cocaleros y al narcotráfico.


El debate duró 13 horas y se votaron cada uno de los 12 artículos de la Ley 266. Foto: Miriam Telma Jemio.

El senador de la oposición Oscar Ortiz argumentó que el único propósito de esa norma es derogar la Ley 180 para construir la carretera, algo que “en ninguna parte del mundo se construye por un parque”. Recordó que los indígenas tuvieron que soportar “una de las represiones más violentas y cobardes de la historia de la democracia” infringida por el gobierno del MAS para obtener la ley de intangibilidad

La ley tiene varios artículos, pero “todos sabemos que tiene como objetivo esa disposición abrogatoria de la Ley 180”, dijo.

Los senadores oficialistas, al igual que en la Cámara de Diputados, aseguraron que con la Ley 266 se mejorará lo que contempla la Ley 180 y se favorecerá el desarrollo de esa región poblada por indígenas Mojeño-Trinitario, Chimán y Yuracaré. Señalan que no perderá ninguna de sus categorías el Isiboro Sécure y que se cumplirá lo que manda la ley sobre el Tpnis.

El senador oficialista Erwin Rivero aseguró que el objetivo de la Ley 266 es mejorar la vida de los pueblos indígenas y del ecosistema. Y agregó que las carreteras “siempre han generado bienestar por donde pasan”, por tanto pidió a sus colegas senadores quitar el estigma de que van a destruir todo. “El TIPNIS necesita atención y si hay necesidad de hacer la carretera- eso han decidido-, les tenemos que garantizar”, puntualizó.

El ex dirigente del TIPNIS, Fernando Vargas, anunció que plantearán la inconstitucionalidad de la Ley 266 ante el Tribunal Constitucional, a pesar de saber que en esa instancia la respuesta no será favorable. “Eso nos permitirá acudir a la Corte Internacional de Derechos Humanos y pedir medidas precautorias para proteger nuestro territorio”, explicó.


Mientras se desarrollaba la sesión en el Senado, en los exteriores y en tres ciudades del país se realizaban marchas en contra de la nueva norma. Foto: Miriam Telma Jemio.

“Esta ley (266) es necesaria porque tenemos muchas obras inconclusas y con la ley 180 no hemos podido acabarlas”, señaló Domingo Nogales, presidente de las Subcentral del TIPNIS, uno de los sectores que está a favor de la nueva norma aprobada.

El dirigente indígena descalificó a quienes hablan de la conservación del área protegida, “no conocen cómo vivimos. Solo vienen a trabar las cosas”, dijo.

Nogales adelantó que entre el 25 y 28 de agosto, las comunidades del TIPNIS se reunirán para analizar la Ley 266 y definir el tema de la carretera. “Lo que decidan las bases vamos a acatar”, aseguró.

Mientras tanto, Lázaro Tacoó, dirigente de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), declaró ayer que están planificando las acciones que tomarán contra la aprobación de la nueva norma. Por lo pronto anunció que continuarán con las movilizaciones como las que se desarrollan desde la semana pasada en Santa Cruz, La Paz, Cochabamba y Trinidad.

Las protestas

Muy temprano en la ciudad de Santa Cruz un grupo de activistas inició una vigilia y recolección de firmas por el TIPNIS, mientras dos indígenas se declararon en huelga de hambre exigiendo que no se anule la Ley 180 de intangibilidad del Parque Nacional.

A la par, en Cochabamba, Trinidad y La Paz se realizaron marchas de apoyo que pedían respeto por esa área protegida. Varias mujeres fueron desalojadas de la plaza Murillo de manera violenta por los policías que custodiaban el lugar.


Marcha realizada en la ciudad de La Paz. Foto: Miriam Telma Jemio.

Gobierno enfrenta a los opositores

En la mañana de este martes, el viceministro de Transportes, Galo Bonifaz, denunció que los pobladores y dirigentes del TIPNIS protegen la producción de droga y explotación de cuero dentro del Parque.

Acusó a la Iglesia Católica, que en días pasados se pronunció en favor de los indígenas y en contra la carretera, de ser propietaria de más de 800 000 hectáreas de tierra dentro del área protegida.

Horas más tarde, a nombre de la Conferencia Episcopal de Bolivia (CEB), José Rivera, aclaró que la Iglesia tiene 843 hectáreas de tierra y no 843 000. Y que esos predios son del Vicariato del Beni donde funciona el Instituto Tecnológico Agropecuario y estudian los hijos de los indígenas.

El ex dirigente Vargas confirmó que los hijos de los pobladores del TIPNIS estudian en ese instituto para obtener títulos técnicos.

Foto de portada: Agencia Boliviana de Información (ABI).

Comentarios