Lloronas de abril

Publicado el Lloronas de abril

In Memorian

1523581198_565532_1523581251_noticia_normal-770x445A Javier Ortega, el periodista; Paúl Rivas, fotógrafo, y Efraín Segarra, el conductor de toda la vida del diario El Comercio de Ecuador, que más bien parecía el abuelo consejero del equipo periodístico, va dirigida esta misiva que les escribo desde Colombia.

Por: Elizabeth Pérez P.

Queridos colegas:

Supe de ustedes por primera vez cuando anunciaron que estaban secuestrados.

Esperé, como lo hubiéramos querido muchos, que se lograra el canje humanitario que los trajera de vuelta a sus hogares, vivos.

Hubiera preferido leer el reportaje que investigaban y que terminó por arrebatarles la vida, y no las crónicas de ignominia de una masacre que duele.

Hubiera querido conocer la historia que fueron a buscar, y que quedó silenciada, quién sabe hasta cuándo.

Hubiera sido mejor saber de su valentía, del riesgo que asumieron al internarse en los territorios donde las balas son la Ley, porque se ganaron un premio o un reconocimiento por atreverse a ir donde muchos ni siquiera piensan en poner un pie.

Hubiera sido más grato darles la bienvenida en Colombia para escuchar de viva voz cómo es que lograron tremenda hazaña, y no tenerlos que despedir en medio de un cortejo fúnebre que nos enluta.

Hubiera sido más reconfortante abrazarlos que llorarlos.

Hubiera sido más iluminador oír sus voces que ver sus retratos y saber que sus risas ya no se oirán más.

En Colombia también sabemos de esos trasegares, de esos dolores que nos cambian las vidas. Por eso, esta misiva me veo en la obligación de entregársela a sus familiares, con toda la solidaridad que nos une en estos momentos, y asegurándoles que también aquí #NosFaltan3 #NadieSeCansa.

Más de Lloronas de Abril en

 https://www.facebook.com/lloronasdeabril/

Comentarios