Utopeando │@soyjuanctorres

Publicado el Juan Carlos Torres

La naranja que pone a prueba la libertad de expresión en Colombia

La Naranja Castrochavista ha determinado las mayores tendencias en las últimas semanas en la comunidad virtual de twitter, agrupando una incalculable audiencia alrededor de diferentes temáticas mordaces que coinciden mayoritariamente en contrariar los sectores de la sociedad que fundaron la ocurrencia política colombiana del Siglo (hasta ahora), el castrochavismo.

La Naranja Castrochavista ha generado sentimientos encontrados: amores y desamores. Entre las etiquetas creadas en las últimas semanas que han liderado el Ranking de tendencias en Colombia y Latinoamérica están: #NoMasRCN #PogoAntiPeñalosa #LaBrutaCabal #PalocaValecia #AliasSamuel #LloroComoUribe #UncoscorronParaLerras #OrdoñezSalgaDelCloset #SuperHomoOrtiz  #VideosAndinoYa #FelizCumpleNarco82 y #GurisattiAUCN24.

La última etiqueta #GurisattiAUCN24 abrió un nuevo debate en el país sobre un posible matoneo a la periodista de RCN Claudia Gurisatti, quien hizo un llamado a la reflexión sobre el riesgo que representa para su integridad la estigmatización acometida por los internautas que le cuestionaron el sesgo ideológico con el que ejerce el periodismo en un medio de influencia nacional, lo que valió la intervención solidaria del Procurador General y la denuncia de la afectada ante la Fiscalía General de la Nación.

Consecuencia de lo anterior, y de la intimidación que brotó contra los autores de La Naranja Castrochavista, una turba recargada de ciudadanos se volcaron nuevamente a las redes blindando con solidaridad a los incógnitos autores, logrando una vez más situarse en la cúspide del ranking virtual como la primera tendencia de Colombia y la cuarta en Latinoamérica, con la etiqueta #TodosSomosNaranja

La Naranja Castrochavista es una obra satírica como tantas en nuestra sociedad, que a través del humor y la ironía resalta importantes aspectos de nuestra macondiana y cotidiana realidad política y social; y participa del debate nacional con sus característicos dardos mordaces que disparan de manera preferente contra los precursores del hiperbólico imaginario del castrochavismo.

En su página de facebook, La Naranja Castrochavista, se define como: “…la alianza regional de medios alternativos, un grupo de páginas hermanas con la cual coincidimos porque nos indigna tantas mentiras y subyugación mental a las que nos someten los medios de comunicación de Colombia”. Se alcanzan a identificar y contar dieciocho páginas.

El nombre de la Naranja Castrochavista resulta de la conjugación de dos de las más fascinantes historietas de los últimos años en la política en Colombia: la de la “loca de las naranjas”, estrategia de marketing surgida en la campaña presidencial del 2014; y la del castrochavismo, un sonsonete populizado por quienes lideraron la campaña del NO en el Plebiscito por la Paz, que sugiere la sumisión del gobierno colombiano a los regímenes de Cuba y Venezuela, y la metástasis de sus crisis.

La Naranja Castrochavista, @lanacastrochavi en twitter, con su peculiar estilo de participar en el  debate político, pondrá a prueba la juridicidad en Colombia que tendrá que balancearse entre los argumentos de quienes desaprueban la embestida que libraron usuarios de las redes sociales contra Claudia Gurisatti, aduciendo excesos, y el espíritu libertario de la expresión y la opinión consagrados en la Declaración Universal de los Derechos Humanos (artículo 19).

Resulta inverosímil que Gurisatti y RCN, caracterizados por su vehemencia para cuestionar las limitaciones a la libertad de expresión en las verdaderas naciones castrochavistas, sugieran investigar y reprimir las opiniones de los miles de usuarios que hicieron parte de la estampida de trinos.

Mientras quienes legislan y enjuician, deliberan sobre las consecuencias o limitaciones en las publicaciones en redes sociales, resulta mejor practicar el adagio costeño que reza: “cógela suave, sino la montada es peor”.

Twitter: @soyjuanctorres

PD: La Naranja Castrochavista convoca con 24 horas de anticipación a todos sus seguidores a través de su página en facebook anunciando cuál será su próxima etiqueta y/o víctima.

Comentarios