LA CASA ENCENDIDA

Publicado el Marco Antonio Valencia

PASO A PASO, LA PASIÓN DE POPAYÁN

Por: Horacio Dorado Gómez (columnista)

Ávidamente, y con natural impaciencia, la ciudad espera los pasos por las angostas calles. Todo el año, entre la cofradía de cargueros, no se habla de otra cosa que de Semana Santa. Es como decir la expresión popular de la ´gabinetología´ antes de la posesión del mandante de la ciudad.

En Popayán, la declaración privada de la fe pasa a ser pública, y las calles se convierten en iglesias. De ahí el engalanamiento de sus caserones, el adorno de los balcones y el silencio sepulcral que recorre cada uno de los rincones de la Semana Santa.

 

Comentarios