El Río

Publicado el El Espectador, Dejusticia y Patrimonio Natural

Cacerolazo por la defensa del agua de Bogotá

dos

Vía a La Calera, al frente del Embalse de San Rafael, la empresa Gulf Oil International está construyendo una estación de gasolina  que,  según el Colectivo Amigos de la Montaña,  podría afectar la calidad del agua consumen los bogotanos. Uno de sus miembros hace pública esta denuncia en El Río. 

Por: Andrés Plazas*

Un 76% del agua que consume la ciudad proviene del páramo de Chingaza. Partiendo del Embalse de Chuza y después de un recorrido de 39 kilómetros llega al Embalse de San Rafael y a la Planta Wiesner de tratamiento, ubicadas en el costado oriental de los Cerros Orientales de Bogotá. Una vez aplicados los últimos tratamientos para garantizar su calidad es entregada a los bogotanos a través de la red de distribución de la Empresa de Acueducto de Bogotá.

El Embalse de San Rafael que almacena setenta millones de metros cúbicos de agua y que hace las veces de tanque de reserva de la ciudad, puede proveer a los bogotanos aproximadamente durante 80 días en caso de emergencia o de necesidad.

En el kilómetro 12,5 de la vía que de Bogotá conduce al municipio de La Calera, al frente del Embalse de San Rafael, la empresa Gulf Oil International, con autorización de la Alcaldía de La Calera, se encuentra construyendo la estación de gasolina “El Manantial”.

Esta se ubica sobre un antiguo nacimiento, según la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca CAR, aguas arriba y cerca del borde del embalse, en un predio que al momento de expedir la licencia de construcción era Reserva Forestal.

Varios habitantes del sector, alarmados por el peligro potencial de contaminación del agua del embalse que podría darse por el manejo de escorrentías resultado del derrame de combustibles y lubricantes en un predio que no posee servicio de alcantarillado, mediante un derecho de petición enviado a la Alcaldía de La Calera y a todos los entes competentes de control solicitaron a la Alcaldía la revocatoria de la licencia de construcción. Ante el juzgado 5 de Bogotá la Alcaldía demando la licencia que ella misma había otorgado. El juzgado dejó en firme la licencia.

La obra se construye en el kilómetro 12,5 de la vía que de Bogotá conduce al municipio de La Calera. / Foto: Amigos de la Montaña
La obra se construye en el kilómetro 12,5 de la vía que de Bogotá conduce al municipio de La Calera. / Foto: Amigos de la Montaña

“No hay medidas de seguridad infalibles. Un error humano, un temblor de tierra o el deterioro natural de los tanques de almacenamiento de combustible pueden resultar en filtraciones que a través de las corrientes subterráneas llegarían al embalse, envenenando el agua de millones de personas. Cuando en términos ambientales hay riesgo para la salud humana, el principio de precaución establece que ese simple riesgo es suficiente para que se suspenda la obra o proyecto”, manifiestan con preocupación los vecinos.

Así mismo, La Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá, mediante el Auto No. 5338 del día 6 de agosto de 2013 advirtió a la Alcaldía de La Calera: “Como es de su conocimiento, el Embalse de San Rafael, como uno de los componentes del Sistema Chingaza, es fundamental para la operación y prestación del servicio de acueducto para la ciudad de Bogotá y varios municipios vecinos… La posible construcción de una estación de gasolina en la vía que de Bogotá conduce hacia La Calera… y que está justo al frente del embalse, amenazaría seriamente una zona de reserva forestal y el propio Embalse San Rafael”.

Sin embargo la estación de gasolina sigue construyéndose y se estima que puede estar terminada y en servicio aproximadamente en un mes.

Es así como las organizaciones ciudadanas Veeduría Ambiental de La Calera, Fundación Cerros de Bogotá y Amigos de la Montaña, comunidad de caminantes de los Cerros Orientales de Bogotá, están convocando para el próximo domingo 3 de agosto a las 2:00 p.m. en el kilómetro 12,5 de la vía a la Calera, lugar en que está siendo construida la estación de gasolina, a un cacerolazo por el respeto al agua. Se busca alertar a la ciudadanía y lograr que las entidades competentes como la Empresa de Acueducto de Bogotá, la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca CAR o las autoridades del municipio de La Calera tomen cartas en el asunto suspendiendo definitivamente la construcción de la obra y defendiendo el interés general de los bogotanos y de los habitantes de los municipios vecinos por encima del interés particular.

*Andrés Plazas es miembro del colectivo Amigos de la Montaña

Logo-final-(1)-pequeño-2

 

www.amigosdelamontana.org

 

Twitter: @AmigosMontana

 

Comentarios