Bajolamanga.co

Publicado el Bajolamanga

Los triunfos de la Selección Colombia

Por: JUAN FELIPE SUESCÚN (@jfsuescun)

Pertenezco a una generación que tiene vagos recuerdos de la clasificación de la selección Colombia a octavos de final en la Copa del Mundo de Futbol de Italia 90, y que después tuvo que vivir la decepción de quedar eliminados en primera ronda de Estados Unidos 94, y finalmente la tristeza de salir también en primera ronda, al pasar sin pena ni gloria, en Francia 98.

De una u otra forma, durante mis primeros años de vida presencié el ocaso de la selección Colombia, desde el paso triunfal a octavos de final en el 90 al empatar con Alemania, pasando por las expectativas con las cuales llegó la selección en el 94 después de vencer en las eliminatorias 0-5 a Argentina en Buenos Aires y hacer parte del grupo de favoritos del rey Pelé para ganar el mundial, y finalmente, terminando con la discreta actuaciónen el mundial del 98, al obtener un solo triunfo 1-0 ante Túnez.

Esto en cuanto al paso de la selección Colombia por los mundiales de la década del 90, además de los intentos infructuosos por clasificar durante la primera década del 2000, cuando no logramos llegar a Japón-Corea 2002, Alemania 2006 y Sudáfrica 2010.

Esta segunda década llegó con la clasificación al mundial al que nadie quería faltar Brasil 2014. Una clasificación menos sufrida que las anteriores, en las que siempre habíamos tenido que enfrentar, además de los rivales, la consabida marrulla entre Uruguayos y Argentinos en la última fecha para que los charrúas clasificaran mediocremente al repechaje, como ha sido su habitual forma de clasificar en los últimos mundiales.

Si bien tuvimos que remontar un 0-3 adverso en Barranquilla frente a Chile, logramos clasificar sin tener que esperar hasta la última fecha. Después de 16 años regresamos a un mundial, y para molestia de muchas selecciones como Holanda, fuimos cabeza de grupo.

El resto es historia reciente. Ganamos los tres partidos de la primera ronda frente a Grecia, Costa de Marfil y Japón, clasificamos de primeros, y con autoridad en segunda ronda eliminamos a Uruguay. 11 goles a favor y tan sólo 2 en contra, para un promedio de 9 en la diferencia de gol, más que Holanda, Alemania, Brasil, y otros grandes que también clasificaron a cuartos de final.

Sobre los aspectos futbolísticos que explican el desempeño de la selección Colombia en el mundial la prensa ha hecho suficientes análisis. Es por esto quequiero centrarme en tres aspectos que considero fundamentales para tratar de explicar el buen desempeño de la tricolor.

En primer lugar, y aunque parezca un afirmación obvia, el buen resultado de Colombia se debe al conjunto de jugadores, y no necesariamente a uno sólo. Si bien el desempeño de James Rodríguez ha sido extraordinario, éste no hubiera sido posible desplegarlo sin la colaboración de todo el equipo, a diferencia de lo que ocurre en Argentina con Lionel Messi o en Brasil con Neymar Jr. En ese sentido, los buenos resultados de Colombia se deben a la colaboración, el buen comportamiento en la cancha y por fuera de ésta, la responsabilidad, el sacrificio, entre otros aspectos que han consolidado un equipo, en todo el sentido de la palabra.

El otro aspecto importante es el técnico José NestorPekerman, una persona incansable que ha demostrado con tesón cómo se debe manejar una selección de fútbol. Sin dejarse presionar por parte de la corruptela de directivos del fútbol colombiano ni por ex jugadores y entrenadores que siempre impusieron su deleznable “rosca”, “paisa” para acabar de ajustar. Una persona que inspira respeto dentro y fuera de la cancha, y que ha sabido dirigir este equipo de jugadores física y mentalmente sin ceder ante las opiniones insulsas de periodistas como el señor Vélez.

Finalmente, creo que el buen desempeño de la selección también es el fruto del apoyo de todo un país. El mismo fin de semana que el país decidía sí cerraba un ciclo o continuaba con el mismo que ha gobernado durante los último 4 años, se abría otro para el país a nivel deportivo, pero incluso más allá, a nivel cultural. De una u otra forma esas heridas que dejo la contienda electoral entre Santos y Zuluaga se han visto opacadas por los triunfos de Colombia en el mundial. ¿Cuántos “uribistas” y “santistas” no se han abrazado en estos cuatro partidos? El nivel de polarización al que había llegado el país antes del 15 de junio, día de la segunda vuelta presidencial contrasta con el nivel de euforia colectiva que se presencia en las calles con los triunfos de la tricolor.

Es cierto que los triunfos de la selección de fútbol no pueden desplazar el debate político que los colombianos debemos dar, sin embargo, entre muchas diferencias regionales, políticas, culturales, étnicas, entre otras que hacen de éste un país tan diverso que no ha podido consolidar una idea de nación, pasamos por momentos como este en cual se siente una energía en el ambiente alrededor de algo que nos convoca a todos: la selección Colombia.

Comentarios