Bajolamanga.co

Publicado el Bajolamanga

«La ciudadanía y la política son como un matrimonio que duerme en camas separadas»

Diego David Ochoa

 

ENTREVISTA BAJO LA MANGA (@bajo_lamanga)

La Ola Verde, liderada por Antanas Mockus y Sergio Fajardo, surgió como una luz de esperanza para un sector de la sociedad que estaba cansada de la forma como se hacía política en Colombia. Muchos jóvenes creyeron en ese nuevo movimiento que se conformó para las elecciones de 2010. Sin embargo, la Ola Verde, después de esa campaña a la Presidencia, se esfumó.

Pese a esto, quedaron algunos colectivos en el país que aún estaban convencidos de que las cosas podían cambiar. Desde esa época se creó el colectivo de Jóvenes Verdes, del que hace parte Diego David Ochoa, candidato a la Cámara de Representantes de Antioquia por el Partido Verde.

Diego David nació en Apartadó hace 26 años. Es administrador de empresas y especialista en evaluación socioeconómica de proyectos de la Universidad de Antioquia. Asegura encarnar el voto de opinión y ciudadano.

BLM: ¿cómo llegó al mundo de la política?

DDO: llego a la política partidista hace cuatro años, con la Ola Verde. Digo la política partidista porque en la Universidad de Antioquia, de donde soy egresado, hice política no partidista con el movimiento estudiantil. Durante la Ola Verde decidí pertenecer a este Partido porque me llamó la atención la gran movilización ciudadana de actores, periodistas, artistas, empresarios y personas con un reconocimiento positivo. En ese momento yo dije: “¡Aquí me pinto!” Me pinto con los principios de “la vida es sagrada”, “no todo vale”, “los recursos públicos son sagrados” y, especialmente, que con educación se puede todo.

BLM: ¿por qué decidió lanzarse a la Cámara de Representantes de entrada? Algunas personas pensarían que lo primero es lanzarse una JAL o un Concejo.

DDO: mucha gente dice que no se hace un doctorado sin hacer el pregrado, pero la política no implica necesariamente hacer lo uno para hacer lo otro. Tomé la decisión de lanzarme porque hago parte de un colectivo de jóvenes que decidió participar en estas elecciones, y hay unas realidades que justifican esa decisión. Primero, el Congreso de la República es la Institución más desprestigiada de nuestro país, y nosotros queremos darle una cara bonita, renovada, transparente a esta Institución. Segundo, nosotros somos unos jóvenes convencidos de que podemos asumir mayores responsabilidades. Tercero, estamos en una coyuntura de paz, y como jóvenes queremos estar en el Congreso, porque las transformaciones de Colombia van a pasar necesariamente por esa institución, y ahí queremos estar. El que viene será el Congreso de la paz.

BLM: ¿quiénes conforman el colectivo de jóvenes al qué usted pertenece?

DDO: está conformado, en su mayoría, por estudiantes de universidades públicas y privadas, que se ha encontrado en diferentes campaña electorales de Compromiso Ciudadano, desde las campañas a la Alcaldía, Gobernación y Presidencia de Sergio  Fajardo, así como la campaña a la Alcaldía de Alonso Salazar y la Ola Verde, de donde vengo yo. Si uno pusiera en una línea de tiempo este colectivo, han salido y entrado diferentes jóvenes, por términos de la edad, pero ha permanecido siempre el mismo espíritu y los mismos principios que compartimos: transformar positivamente la política y la sociedad.

BLM: ¿cuáles son sus propuestas para llegar a la Cámara de Representantes?

DDO: nosotros hicimos un ejercicio programático juicioso antes de hablar de propuestas. Nos sentamos con legitimadores, personas que supieran de diversos temas para poder, a partir de esa experiencia recogida, definir los puntos más relevantes. Luego, esos puntos más clave se nutrieron con las visiones personales de los miembros del colectivo, y de lo que mucha gente tenía para decirnos sobre cómo se soñaban ellos la sociedad. La propuesta está enmarcada en cuatro ideas transformadoras: educación, equidad, oportunidades y competitividad y transparencia. Considero que los problemas más relevantes contra los cuáles se debe luchar son la desigualdad y la corrupción: la corrupción genera desigualdad, y la desigualdad genera corrupción. Hay que salir de ese círculo vicioso.

BLM: ¿cómo hacen campaña ustedes?

DDO: muchas personas pueden sentir temor a la hora de lanzarse a un cargo de elección popular, porque la naturaleza del ser humano lo empuja a querer ganar siempre, y lanzarse en un ejercicio democrático como éste implica la posibilidad de perder. Nosotros sabemos que este reto es difícil, pero por más duras que parezcan y sean las cosas, no debemos dejar de hacerlas. Estamos haciendo una campaña como no la hacen los políticos tradicionales: ellos gastan millonadas en reuniones con cientos de personas donde no falta la comida ni el trago. Esas son fiestas, no reuniones políticas. Además de eso, inundan la ciudad con vallas, pasacalles y afiches ubicados ilegalmente que irrespetan el espacio público. En cambio, nosotros lo que hacemos es escuchar y conversar una a una a las personas, seduciendo a la gente con una sonrisa, pero lo más importante, con propuestas e ideas. Nosotros no le decimos a la gente: vote por nosotros porque somos jóvenes. No. Les decimos: vote por nosotros porque somos jóvenes con ideas y propuestas.

BLM: por su respuesta se podría inferir que usted ha hecho una campaña austera. ¿cuánto se ha gastado hasta ahora en su campaña?

DDO: nosotros somos fórmula con Claudia López al Senado. Un 30% o 40% de lo que ha costado esta campaña, ha sido publicidad compartida de Claudia y nosotros, que ha donado ella. Sumado con gastos logísticos, movilización, más material publicitario y día de elecciones, estaríamos al día de cierre de campaña en unos 45 o 50 millones de pesos, menos del 20% del tope máximo.

BLM: usted ha firmado el Pacto de Sostenibilidad Urbana que propone La Ciudad Verde. También firmó así como el Pacto por la Educación que promueven un colectivo variado de personas en las redes sociales. ¿Concretamente qué propone frente a estos temas?

DDO: yo firmé el Pacto por la Educación como candidato porque me comprometo a defender la educación, me comprometo a luchar por mejorar la calidad, la cobertura y la pertinencia de los programas. Para nosotros estas movilizaciones no son letra muerta. Por el contrario: son la clase de iniciativas que necesita nuestra sociedad. Frente al Pacto de Sostenibilidad Urbana, confieso que no es mi fuerte, pero leyendo uno a uno los puntos que defiende el Pacto, puedo identificarme con la construcción sostenible, la preservación del medio ambiente, la defensa del transporte público de calidad, y la sostenibilidad de los entornos urbanos y rurales.

BLM: anteriormente mencionó que los principales problemas de la sociedad son la desigualdad y la corrupción. ¿Cómo los va a enfrentar desde el Congreso?

DDO: el 99% de los ciudadanos al ser preguntados por su opinión sobre los políticos dirá cosas negativas, por ello, proponemos acercar las relaciones entre la ciudadanía y la política. En este momento la ciudadanía y la política son como un matrimonio que duerme en camas separadas, que poco se ven y casi ni se hablan. Los ciudadanos desprecian a los políticos, y los políticos usan a los ciudadanos. Nosotros proponemos  hacer rendición de cuentas obligatoria para congresistas cada seis meses, así como moderación salarial para los congresistas de hasta un 50%. Estoy convencido que hombres y mujeres prestantes y brillantes de esta sociedad están dispuestos a ser Congresistas por 12 millones de pesos. Promover el Día Nacional de la Constitución, que no es un festivo más, sino una jornada en la cual las instituciones públicas se movilizan alrededor de la divulgación del mayor acuerdo al que hemos llegado los colombianos, que es nuestra Constitución Política.

Los 268 Congresistas de Colombia le cuestan al país 402 mil millones de pesos al año, tanto como el presupuesto de una ciudad tan grande como Manizales, que tiene 340 mil habitantes. Cada congresista le vale al Estado 1500 millones de pesos al año. Por eso la ciudadanía desprecia a los políticos, porque los ve como una casta con unos privilegios no merecidos.

En medio de un debate ideológico, hay en Colombia quien piensa que lo único que importa es el crecimiento económico, pero hay otros que piensan que lo relevante es distribuir la riqueza, sin importar si esta crece o no. Nosotros creemos, como colectivo, en una visión de centro: es tan importante el crecimiento económico como la distribución del ingreso. Las 34 economías más ricas del planeta, las que pertenecen a la OCDE,  son aquellas que mejor saben cómo distribuir su riqueza. ¿Qué significa eso? Que si queremos ser una sociedad más rica y próspera debemos aprender no sólo a crecer económicamente, sino a distribuir la riqueza para generar desarrollo.

BLM: en el tema partidista, ¿cómo está la Alianza Verde en el departamento?

DDO: la Alianza Verde es una gran lista por la paz. La confluencia de un grupo de personas, que a pesar de las diferencias ideológicas, se encuentran en un espacio con un mismo deseo de paz. No debemos mirar qué nos separa, sino qué es lo que nos une. A diferencia de la Unidad Nacional, a nosotros nos unen unos puntos programáticos, no la mermelada ni la burocracia del gobierno. En Antioquia, a la Alianza la dirige una dirección colegiada once personas del Partido Verde y diez nuevos de Progresistas. Lo recurrente que las personas se preguntan es si Fajardo está o no está. Fajardo no está, primero, por un tema ético que le exige una concentración del 100% del tiempo en gobernar de muy buena manera al departamento, y segundo, porque él hace tiempo que está distanciado de las directivas del partido. Compromiso Ciudadano, el movimiento que se ha construido junto a Fajardo no está enteramente apoyando a ningún candidato.

BLM: ¿cuál es entonces su relación con Fajardo y Compromiso Ciudadano?

DDO: lo respondo con algo de gracia: soy de un movimiento del cual nunca he sido parte. Yo entré al Partido Verde en 2010, y en ese momento Compromiso Ciudadano, con el cual me identifico por la transformación maravillosa que generó en Medellín, era parte del Partido Verde. Sin embargo, Compromiso hoy no hace parte del Partido Verde, de hecho no tiene ni personería jurídica, mientras yo si estoy en la Alianza Verde. Por eso digo que soy de un movimiento del cual nunca he sido parte.

BLM: por último, ¿por quién va a votar a Senado, Parlamento Andino y consulta verde para la Presidencia?

DDO: al Parlamento Andino no votaré, porque aunque creo en una integración latinoamericana, no creo que más burocracia signifique nada diferente al papel que puedan desempeñar la Cancillería, los embajadores y cónsules. A Senado votaré por nuestra fórmula Claudia López, y frente a la consulta verde hago una diferenciación: una cosa es mi opinión, la de Diego David Ochoa como ciudadano, y otra la del colectivo que represento. El colectivo de jóvenes apoya la consulta verde y respalda a los tres candidatos por igual porque son excelentes: Enrique Peñalosa, Camilo Romero y John Sudarsky. Sin embargo, yo voy a votar por John Sudarsky, porque es un empresario y académico con investigaciones valiosas sobre Capital Social, y con quien he tenido una gran afinidad en el tema de la educación. Mi voto es para él.

 

Esta y otras entrevistas podrá leerlas en www.bajolamanga.co (@bajo_lamanga)

Comentarios