BLOGS Actualidad

18
08
2013
dixonmedellin

@

Por: dixonmedellin

La @ se ha convertido en la primera letra del alfabeto cibernético. Esta podría ser la definición de un símbolo que originalmente tiene su equivalente en peso, exactamente 25 libras en su sentido original.

Recuerdo que de niño la arroba, era sinónimo de hacer compras en la plaza de mercado o en las viejas tiendas de barrio y por alguna razón su nombre lo asocio con papas y otros tubérculos. Eran los humildes agricultores, los comerciantes y las amas de casa quienes hablaban en el pasado con propiedad de la arroba.

La vida luego se complicó, cumpliendo alguna ley de la naturaleza y  la arroba apareció de nuevo en cierto ejercicio de física, sobre pesos, fuerzas, torques. Luego se mimetizó en el teclado de la máquina de escribir manual en donde algunos dimos nuestros primeros inseguros pasos, cuando hacíamos equilibrio parados sobre las pequeñas almohadillas que sustentan nuestras huellas digitales. En la vieja máquina era un signo extraño, pues ignorábamos que el dibujo de lo que parecía la letra a minúscula con cabello largo y  peinado de lado (@) era la identificación de la arroba.

Sin embargo, llegó la revolución digital, sobre la cual los historiadores y sociólogos del futuro dirán que se trató del primer proceso tecnológico, económico y social con verdadera dimensión global. Gracias a su mensajero más útil, el correo electrónico, la arroba salió del anonimato para ser la verdadera protagonista. Cuando uno se enfrenta a un teclado nuevo, la pregunta obligada es sobre la manera de hacer la arroba. La tecla Alt + 2 por ejemplo?

El símbolo de la arroba incluso se ha involucrado en discusiones de filología y género, pues su fama ha dado para que algunos supuestos defensores de los derechos de las mujeres, la inserten desde discursos oficiales hasta proclamas poéticas para designar tanto a ellos como a ellas, en contra de los derechos gramaticales que son patrimonio de todas y todos.

En nuestro mundo virtual, que por momentos parece que no sólo complementa al mundo real sino amenaza con desplazarlo, la @ se convierte en el primer paso de la consolidación de un nuevo sistema social mundial, un espacio sin fronteras, ni nacionalidades donde todos leen y escriben  un idéntico código idiomático.

Esperemos que la historia de la arroba no se convierta en distopía y se trate del signo totalitario, en el mismo sentido de lo que alguna vez simbolizó la cruz gamada o el águila imperial romana.

Sea lo que fuere, hoy por hoy, la arroba pesa mucho más que 12,5 kilogramos.

Dixon Acosta Medellín

@dixonmedellin

Categoria: Sin categoría

TAGS:

0

0

Opiniones

Este es un espacio para la construcción de ideas y la generación de opinión.
Este espacio busca crear un foro constructivo de convivencia y reflexión, no un escenario de ataques al pensamiento contrario.

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Puede escribir sus comentarios aquí

Buscar en este blog

Todos los Blogueros en Actualidad

Categorías

Los editores de los blogs son los únicos responsables por las opiniones, contenidos, y en general por todas las entradas de información que deposite en el mismo. Elespectador.com no se hará responsable de ninguna acción legal producto de un mal uso de los espacios ofrecidos. Si considera que el editor de un blog está poniendo un contenido que represente un abuso, contáctenos.