El Mal Economista

Publicado el El Mal Economista (EME)

Ser colombiano no es tan malo como lo pintan

Cada autor es responsable por el contenido de su texto, el cual no refleja necesariamente la posición de El Mal Economista, ni compromete a los miembros de su comité editorial

 Por: Javier Ardila

Twitter:  @maleconomista  @derjavi
Facebook: El Mal Economista 
Instagram: @maleconomista 

En mi corta memoria, el 2016 es el año que terminó con el peor humor. Algo de lo que no fuimos exentos los colombianos. A pesar de que no elegimos a Trump, no votamos dejar la Unión Europea, ni se nos murió el burro Moncho, sí tuvimos grandes reveces y las cosas a futuro no se ven muy positivamente.

Sin embargo, como reportamos hace ya un tiempo (10 razones que lo ayudarán a dejar el pesimismo de un lado) la situación nos es tan mala como la pintan. Contrario a lo que podría uno pensar si solo se leen noticias negativas(que abundan), hay gran cantidad de cosas a resaltar sobre nuestra patria. Por eso, me decidí a realizar un listado con diversas cosas positivas que tenemos los colombianos y que muchas veces desconocemos.

  1. Sobrevivimos la mayor crisis financiera desde 1929 menos golpeados que países más desarrollados.

Fuente:
Tasa de desempleo en España, Colombia y EEUU. Fuente: Google

Es cierto, las finanzas de la nación han empezado a preocupar, pero frente a la cantidad de adversidades tanto externas como internas, el hecho de que él país del sagrado corazón las haya sorteado sin caer en una crisis como en tantos otros lugares es de admirar. Claro, esto es tanto una obra del buen trabajo y preparación de las instituciones colombianas, como de la divina providencia.

  1. Somos un país felizmente ruidoso.

lunes-13
Via: La razón

 Y no, no me refiero a las personas de una región en particular (ustedes también pueden ser supremamente ruidosos gente del altiplano).  En Colombia estamos tan acostumbrados al ruido que lo que nosotros llamamos encuentro de amigos sería clasificado como una fiesta normal en la mayoría del mundo. Del mismo modo nuestras ideas de fiesta se asimilan a los bacanales griegos para las gentes de buena parte del mundo.

  1. Tenemos con que producir comida.

paro-nacional_-js_-41
Via: Hemisferio Zero

Si bien está es quizás una de las causas de nuestro subdesarrollo (porque nunca tuvimos que innovar para poder producir comida), en Colombia siempre ha habido comida de algún tipo. Históricamente y a pesar de ser siempre un país pobre, algo que caracterizaba a los que habitaban las tierras que se llamarían Colombia era su estabilidad alimentaria[1]. Sí, en Colombia mucha gente pasa hambre, pero los culpables son principalmente la corrupción y el abandono. En contraste en muchas otras partes la falta de alimentos es algo de esperarse y no una rareza. Basta con observar las dietas tradicionales de los países con geografías menos fértiles como el mundo árabe o los países nórdicos. Sí, en los últimos puede que nadie sufra de hambre, pero pocos colombianos se podrán adaptar a una dieta tan reducida o considerar la mayoría de las carnes y frutas como productos de lujo.

  1. La corrupción

Via:
Via: Prodavinci

Con esto no quiero decir que la corrupción esté bien, pero en relación con otros países, no estamos tan mal. Al menos el pueblo sabe y la rechaza[2]. Además, los diversos conflictos entre las clases dirigentes y la perdida de respeto entre ellos han llevado a que ningún grupo político se perpetúe en el poder por décadas como fue el caso en buena parte del continente. Además, la enemistad política entre las regiones, en especial la que hay entre el altiplano y Antioquia, nunca ha permitido que una sola región domine las elecciones. Algo que abunda en otros países como Argentina, donde la mitad de la población habita en la zona del Gran Buenos Aires, o el tan diverso Chile que es gobernado por las preferencias de la región central.

  1. Los colombianos viajan

Fuente: Wikipedia
Número de turistas en los EEUU. Fuente: Wikipedia

A los colombianos les gusta viajar y en buena medida lo hacen, ya sea dentro de su país o fuera de este. Por un lado, lo pueden hacer por disponibilidad de tiempo gracias a la cantidad de festivos que tenemos y los días de vacaciones. Aunque a nosotros nos parezca totalmente natural, las movilizaciones por carretera que trae cada puente festivo son más una excepción que una norma, y ocurren en pocos países. Por otro lado a pesar de que viajar al exterior es mucho más difícil que cuando se vive en un país como Republica Checa, Suiza o Bélgica, y en especial teniendo en cuenta nuestra historia, los colombianos viajan bastante al exterior. Por poner un ejemplo, casi igual número de Colombianos que españoles visitan los EEUU cada año. Algo que dice mucho cuando ellos no necesitan visa y su poder adquisitivo es muchísimo mayor que el de los colombianos.

  1. Tenemos democracia

Via: WSJ
Via: WSJ

Los resultados del referendo hablan por sí solos. Ni siquiera la mermelada y la maquinaria del gobierno bien aceitada garantizó la victoria del referendo. Por otro lado, a pesar de que lo intentó por todo lado, Uribe tuvo que dejar la Casa de Nariño. Y entre todos los remplazos que lo pudieron suceder se encontraban un ex rector de la universidad nacional y un doctor en economía de la universidad de California.

  1. Tenemos un nobel de presidente

Via: Nobel Prize
Via: Nobel Prize

En relación con el punto anterior, y quizás lo más controversial de este artículo, es contar con un premio nobel a la cabeza del gobierno. Puede que para muchos esto sea inocuo, pero la cabeza de mucha gente, esto es una muestra de que el país de verdad ha cambiado y va en una buena dirección. En especial en una época donde el país más poderoso del mundo eligió a un hombre famoso por un “Reality” de televisión para remplazar a otro presidente con premio Nobel.

  1. Nuestra música conquista el mundo

Mountain Dancing season .. @jogiorgiajo @shakira @maluma #chantaje #shakira #maluma #gvlifestyle

A video posted by Gianluca Vacchi (@gianlucavacchi) on

Finalmente, adicional a las ya conocidas historias de Shakira y Juanes, la música de nuestro país se expande como fuego por todo el mundo. Qué no el vallenato, pero sí el reggaetón, se han vuelto una música casi universal. Al punto que Balvin suena en Bulgaria y multimillonarios italianos se graban bailando éxitos de Maluma mientras nuestra cumbia anima fiestas por todo Centro América.

¿Entonces?

Todos estos hechos hablan de un país que poco a poco ha ido saliendo de las sombras para tomar un rol más importante en un mundo al que en otrora miraba con timidez y recato. Ahora es momento de que nosotros cambiemos de actitud, dejemos de sentirnos tan inferiores y borremos de una vez esa máxima que parece que todos tenemos grabada en la cabeza. «Todo lo extranjero es mejor».

También le podría interesar:

Matando al mensajero

Referencias

[1] Bushnell, David. Colombia, A nation in spite of itself. University of California Press (February 9, 1993)

[2] https://www.weforum.org/agenda/2016/06/corruption-in-latin-america/

Comentarios