Unidad Investigativa

Publicado el Alberto Donadio

Sobre Abelardo Forero Benavides

Escribe el jurista Mauricio Luna Bisbal:

Alberto:

Interesante tu profundización acerca de Abelardo Forero Benavides en el canal de youtube

https://youtu.be/RpTP73G3avs

Tengo entendido que Forero Benavides dejó escritas sus memorias pero con la orden de publicarlas 50 años después de su muerte. Esto será en el año 2053. Sus razones o temores habrá tenido.

Fue cercano a Ospina Pérez como embajador durante 6 años en Argentina. También fue cercano a Álvaro Gómez, a quien le prologó un libro. Ministro de López Pumarejo. Ministro de Misael Pastrana. Gobernador de Cundinamarca y embajador en la Unesco – París. En Alemania saludó personalmente a Hitler y recordaba la mirada feroz de este funesto personaje. También comentaba en pequeños círculos su consejo a Álvaro Gómez Hurtado para llegar a la Presidencia: acepte el ministerio de agricultura y recorra todo el país. Creo que tenía razón pero el nombramiento en este cargo que lo quiso hacer Alberto Lleras, no lo permitió Carlos Lleras, según entiendo, por lo que ha trascendido en ciertos escritos y periódicos.
Pienso que era a la Iglesia Católica a quien le correspondía parar el baño de sangre desatado contra los campesinos liberales. Tampoco lo hizo durante el holocausto judío.
Teniendo la Iglesia Católica virtudes excelsas como su oposición al aborto, ha tenido temores de gran perjuicio para la comunidad de feligreses con lo cual ha retrasado su grandeza y evolución. Tal el caso de la muerte del Papa Juan Pablo ( entiéndase el Papa anterior a Juan Pablo II), envenenado por los cardenales involucrados en los fraudes del Banco Ambrosiano. De igual manera el silencio acerca de los sacerdotes pedófilos en muchos países europeos y americanos. El Papa Francisco ha abierto la puerta para las investigaciones y sanciones respectivas.
Durante el caos del 9 de abril de 1948, la catedral de Bogotá permitió el ingreso de soldados para disparar desde el campanario a los ciudadanos inermes en las calles.
De no existir el celibato y de contar con sacerdotes casados y padres de familia,estoy seguro de que la actitud de la Iglesia Católica habría sido siempre una firme defensa de la vida: en el holocausto judío, en la violencia política colombiana a raíz del asesinato de Jorge Eliécer Gaitán, en el asesinato del Papa Juan Pablo, en las numerosas violaciones homosexuales contra niños y jóvenes ingenuos. Esto en la época moderna, para no hablar de la Inquisición ni de las Cruzadas.

 

Comentarios