Se lo presto si me lo devuelve

Publicado el prestosidevuelve

Un Jet lag infinito

Desde que llegué a Madrid siempre estoy despierta en las noches. Nunca creí que el jet lag podía ser agradable y decidí, sin cuestionarme siquiera, que permanecería con mi horario anterior, como si no estuviera cruzando el océano, apenas comprendiendo que me había ido de viaje.

Descubro, entonces, cada noche, lo necesario que es el silencio para la inspiración. Todavía el remordimiento no es tan grande como para reorganizar mis ojos con pastillas de Melatonina, por ahora, prefiero e intuyo, es mejor seguir conociéndome cuando en Madrid, la mayoría de gente está dormida.

Me di cuenta del desfase en el tiempo el día que me levanté al baño y me encontré a Paula, desayunando (Paula vive conmigo y su inspiración no le exige que este oscuro el día. La envidio profundamente) yo, que apenas iba a dormirme unas horas para luego comenzar mi día, comprendí que mi horario era opuesto y que, tendría que hablarle al intelecto que me presta el universo a veces para pedirle que apareciera en otros momentos o que me ayudara a aceptar definitivamente que me estaba convirtiendo en búho.

Me pregunto a qué horas habrá escrito Cortázar sus cuentos. Hace una semana, una compañera de mi maestría, defendió su odio a este autor que yo tengo tan idealizado y llegué a odiarla por momentos. Dijo, que los cronopios seguramente habían sido creados en un solo día y de mañana y nada pudo indignarme más que el hecho de pensar que habíamos nacido temprano, amaneciendo. Los cronopios, digo.

No sé a qué horas habrá escrito Borges tantos versos y cuando me imagino a Cormac McCarthy escribiendo no alcanzo a ver si es de día o de noche porque imagino que lo hace con luz artificial y con las ventanas cerradas, sin llevarle cuentas al tiempo.

Sin embargo, defiendo el conticinio como un momento de calma absoluta.

La mente alucina sin necesidad de sustancias, los ojos abiertos captan verdades que no se ven a la luz. Y entonces que importa si uno escribe o lee o ve una película o pinta… uno siempre estará creando cuando no duerme en las noches.

Comentarios