Minería sin escape

Publicado el JD Angulo Argote

Minería con Etiqueta Climática

“Queremos dar a los consumidores los medios para evaluar en los supermercados el impacto ambiental de los productos”, ha dicho el Ministro Danés de Medio Ambiente, Lars Christian Lilleholt.

Dinamarca uno de los cinco países nórdico discute el etiquetado de alimentos para el impacto ambiental. Las propuestas se iniciaron a debatir recientemente para obligar a los fabricantes de alimentos y supermercados a poner etiquetas en sus productos que calificarían su impacto en el medio ambiente y el clima. La iniciativa tiene el apoyo del Consejo Danés de agricultura y alimentación, donde su principal objetivo es de promover las mejores prácticas cuando se trata de mitigar los efectos de la agricultura en el cambio climático.

En el sector minero la etiqueta climática de sus productos “minerales” hace parte de las estrategias que hoy proponen las grandes empresas mineras en el mundo. Chile, país minero por historia, su empresa estatal Codelco (la mayor productora de cobre del mundo), propuso en la reunión de Asia Copper Week 2017 en China, que el cobre que producen lleve la etiqueta climática “cobre verde”, e invita a las empresas productoras a descomoditizar el metal rojo. El plan de Codelco es vender sus cátodos de cobre con un precio que toma en cuenta la huella ambiental y de inclusión de la producción.

En aquel entonces, Oscar Landerretche era el presidente del directorio de la estatal Codelco, y en plena reunión dijo: invito a todos los productores del mundo, a cumplir con el feng shui del cobre, palabras mayores, un reto para todos. Por otra parte, el arte ancestral feng shui se refiere a tener y mejorar las condiciones ambientales que fomentan el bienestar y la armonía general del individuo con su entorno. Finalmente el mensaje de Codelco es ofrecer un producto diferenciador del resto, un proceso responsable, sustentable y trazable.

Colombia país que busca direccionar la brújula minera, para definir un plan de trabajo en la creación de la ruta minera (Roadmap) proyectada al 2030, y dentro de ese gran paquete, el gobierno nacional al mando de sus instituciones económicas, a la cabeza de la Agencia Nacional de Minería (ANM) y la Agencia Nacional de Licencia Ambiental (ANLA), como primera medida, se deben dedicar a recorrer el país y el mundo, con el nuevo eslogan “Minera con Etiqueta Climática”. La etiqueta climática se refiere, a la trazabilidad que debe cumplir el producto final que produce una empresa minera, por ejemplo una tonelada de carbón, una libra de níquel, una onza de oro entre otros.

Se proponen 8 ítems de trazabilidad (ver figura 1), los cuales se deben incorporar en el producto final que se obtiene en el proceso minero. A continuación se mencionan:

  • Huella de carbono
  • Huella del agua
  • Respeto por los DDHH
  • Impacto comunitario
  • Seguridad y salud ocupacional
  • Igualdad de oportunidades e inclusión
  • Transparencia y ética
  • Impacto territorial

Figura 1. Trazabilidad de los cátodos de cobre

El principio fundamental de la etiqueta climática es compensar el esfuerzo y compromiso adquirido por parte de los productores mineros de los 8 ítems de trazabilidad en su producto final “commodities” (materias primas o bienes transables en el mercado de valores). Donde los clientes pagarían precios diferentes de acuerdo a su etiqueta climática, se trata de un producto estandarizado, distinto del resto.

Es el momento de no seguir hablando de ese concepto antiguo, responsabilidad social empresarial, y desde hoy hablar de “Minería con Etiqueta Climática (MEC)”. Un gobierno, debe transformar a la sociedad, sin olvidar que para lograr hacer “Minería con Etiqueta Climática”, se necesita ser parte del Acuerdo Escazú, para inyectar confianza, respeto y credibilidad en cada rincón de Colombia, es el sueño de todo colombiano.

Llego el momento de rejuvenecer la actividad minera en Colombia, con un nuevo eslogan, llamado “Minería con Etiqueta Climática ”.

Comentarios